¿Qué partes se encuentran en la esfera solar?

Esfera de Dyson deutsch

Estos tres discos planetarios han sido observados con el instrumento SPHERE, montado en el Very Large Telescope de ESO. Las partes centrales de las imágenes aparecen oscuras porque SPHERE bloquea la luz de las brillantes estrellas centrales para revelar las estructuras mucho más débiles que las rodean. Crédito: ESO

Unas nuevas observaciones han revelado características sorprendentes en los discos de formación de planetas alrededor de estrellas jóvenes. El instrumento SPHERE, montado en el Very Large Telescope de ESO, ha permitido observar la compleja dinámica de los sistemas solares jóvenes. Los resultados publicados recientemente por tres equipos de astrónomos muestran la impresionante capacidad de SPHERE para captar el modo en que los planetas esculpen los discos que los forman, exponiendo las complejidades del entorno en el que se forman los nuevos mundos.

Tres equipos de astrónomos han utilizado SPHERE, un avanzado instrumento de búsqueda de exoplanetas en el Very Large Telescope (VLT) del Observatorio Paranal de ESO, para arrojar luz sobre la enigmática evolución de los sistemas planetarios incipientes. La explosión del número de exoplanetas conocidos en los últimos años ha convertido su estudio en uno de los campos más dinámicos de la astronomía moderna.

Kickstarter de la esfera solar

¿Cuáles son las “partes” del Sol? Los científicos que estudian el Sol suelen dividirlo en tres regiones principales: el interior del Sol, la atmósfera solar y la “superficie” visible del Sol, que se encuentra entre el interior y la atmósfera.

El interior del Sol consta de tres partes principales: el núcleo, la zona de radiación y la zona de convección. El núcleo está en el centro. Es la región más caliente, donde se producen las reacciones de fusión nuclear que impulsan al Sol. Hacia el exterior, se encuentra la zona de radiación. Su nombre se debe a la forma en que la energía se transporta hacia el exterior a través de esta capa, transportada por los fotones en forma de radiación térmica. La tercera y última región del interior solar se denomina zona convectiva (o de convección). También se denomina así por el modo dominante de flujo de energía en esta capa; el calor se mueve hacia arriba a través de la convección, como el movimiento de burbujeo en una olla de avena hirviendo.

Lee más  ¿Cuántos paneles solares necesito para una casa de 4 personas?

El límite entre el interior del Sol y la atmósfera solar se llama fotosfera. Es lo que vemos como la “superficie” visible del Sol. La fotosfera no es como la superficie de un planeta; incluso si pudieras tolerar el calor, no podrías estar de pie en ella.

Viaje a la Heliopausa

La heliosfera es la magnetosfera, la astrosfera y la capa atmosférica más externa del Sol. Tiene la forma de una vasta región espacial en forma de burbuja. En términos de física del plasma, es la cavidad formada por el Sol en el medio interestelar circundante. La “burbuja” de la heliosfera está continuamente “inflada” por el plasma procedente del Sol, conocido como viento solar. Fuera de la heliosfera, este plasma solar da paso al plasma interestelar que impregna la Vía Láctea. Como parte del campo magnético interplanetario, la heliosfera protege al Sistema Solar de cantidades significativas de radiación cósmica ionizante; sin embargo, los rayos gamma sin carga no se ven afectados[1] Su nombre fue probablemente acuñado por Alexander J. Dessler, a quien se le atribuye el primer uso de la palabra en la literatura científica en 1967[2] El estudio científico de la heliosfera es la heliofísica, que incluye la meteorología y el clima espacial.

El viento solar, que fluye sin obstáculos a través del Sistema Solar durante miles de millones de kilómetros, se extiende mucho más allá incluso de la región de Plutón, hasta que encuentra el “choque de terminación”, donde su movimiento se ralentiza bruscamente debido a la presión exterior del medio interestelar. La “heliosfera” es una amplia región de transición entre el choque de terminación y el extremo de la heliosfera, la “heliopausa”. La forma general de la heliosfera se asemeja a la de un cometa, siendo aproximadamente esférica por un lado, con una larga cola de arrastre en el lado opuesto, conocida como “heliocola”.

Lee más  ¿Cuánto cuesta alimentar una casa con energía solar?

Esfera solar bgg

“El Sol es el objeto más grande y, por tanto, más liso del sistema solar, perfecto al nivel del 0,001% debido a su fortísima gravedad”, dice el coautor del estudio, Hugh Hudson, de la UC Berkeley. “Medir su forma exacta no es tarea fácil”.

El equipo logró la tarea analizando los datos del Reuven Ramaty High-Energy Solar Spectroscopic Imager, RHESSI para abreviar, un telescopio espacial de rayos X/rayos gamma lanzado en 2002 en una misión para estudiar las erupciones solares. Aunque RHESSI nunca estuvo destinado a medir la redondez del sol, ha resultado ideal para este propósito. RHESSI observa el disco solar a través de una estrecha rendija y gira a 15 rpm. La rápida rotación de la nave y la elevada tasa de muestreo de datos (necesaria para captar las rápidas erupciones solares) permiten a los investigadores trazar la forma del sol con errores sistemáticos mucho menores que cualquier estudio anterior. Su técnica es especialmente sensible a las pequeñas diferencias entre el radio polar y el ecuatorial o “oblateness”.

“Hemos descubierto que la superficie del sol tiene una estructura rugosa: crestas brillantes dispuestas en forma de red, como en la superficie de un melón, pero mucho más sutil”, describe Hudson. Durante las fases activas del ciclo solar, estas crestas surgen en torno al ecuador del sol, haciendo más brillante y engordando la “cintura estelar”. En el momento de las mediciones de RHESSI, en 2004, las crestas aumentaban el radio ecuatorial aparente del sol en un ángulo de 10,77 +- 0,44 mili-segundos de arco, es decir, más o menos lo mismo que el ancho de un cabello humano visto a una milla de distancia.